Un gran partido de los benjamines, para hacer afición.